El tren fantasma

M.J.Canelada Luna.
Esta es la crónica de un ferrocarril que, tras más de veinte años de obras, nunca llegó a funcionar. Corría el año 1926 cuando el ferrocarril de Talavera de la Reina (Toledo) a Villanueva de la Serena (Badajoz) era incluido en el “Plan Preferente de Ferrocarriles de Urgente Construcción” del gobierno.  Logrosán albergaría una de las estaciones principales con embarcadero para el ganado.

La línea Talavera-Villanueva

El llamado “Tren de la Jara” era un proyecto de vía férrea que iba desde la población toledana Calera y Chozas (junto a Talavera de la Reina) hasta Villanueva de la Serena, en Badajoz, atravesando los Montes de Toledo. Durante la dictadura de Primo de Rivera se había acordado esta construcción, ya que el ferrocarril estaba entonces en pleno auge y así se mejorarían las comunicaciones entre las extensas comarcas castellano-manchegas y extremeñas. Pero los fondos se agotaron, y ni siquiera durante la República fueron capaces de continuar con las obras.

Ya en los años 50, tras la Guerra Civil, el proyecto se reanudó. Cuando se volvieron a quedar sin dinero, el Banco Mundial les denegó un nuevo crédito. Las carreteras empezaban a emerger, y el ferrocarril comenzó a verse como algo antiguo. El abandono del proyecto en 1964 fue el definitivo.

La obra

La vía del ferrocarril constaba de 170 kilómetros dividida en tres fases. La  primera, que transcurría desde Talavera de la Reina provincia de Toledo, hasta el Puerto de San Vicente (unos 60 kilómetros).

En este trayecto, el trazado es muy accidentado. El río Tajo era un obstáculo enorme, y también las montañas. Por ello las obras supusieron un gran esfuerzo, ya que había que sortear estos accidentes construyendo viaductos y túneles, sin ayuda apenas de máquinas. Entonces no había “modernidades”, y la obra era mucho más lenta porque tenían que picar prácticamente a mano la piedra. De hecho, fueron cerca de veinte los túneles construidos algunos de casi kilometro y medio de longitud.

La segunda fase de la obra,  transcurría toda por la provincia de Cáceres  y  pasaría este ferrocarril por Alias, Guadalupe, Cañamero, LOGROSAN  y un apeadero cerca de Madrigalejo (en el lavadero). La tercera era la más fácil de construir, ya que la zona de la provincia de Badajoz por la que transcurría es terreno llano sobre el rio Guadiana se construyó un puente; y desde Villanueva hasta Logrosán las vías estaban terminadas.  (incluso venía a veces una locomotora hasta nuestro pueblo).

De Logrosán hasta Talavera sólo faltaba colocar la gravilla y los raíles. El proyecto se paralizó por motivos económicos, enterrando así las ilusiones y los sacrificios de obreros y vecinos de todos los pueblos.

Mirar hacia delante

En 1964 llegó la orden de paralizar de nuevo las obras, aunque en este caso todos sabían que sería el parón definitivo. No sirvieron de nada el esfuerzo realizado ni los deseos puestos en el plan; no había dinero suficiente para continuar. Y así quedaron las vías, vacías, sin raíles, como sus corazones.

Y ahora sobre esas vías vacías y sin raíles, se ha construido la vía verde yo deseo que no olvidemos el proyecto que un día fue.

M.J.Canelada Luna.

Anuncios
Etiquetas:

7 comentarios to “El tren fantasma”

  1. ojala se reanudara el proyecto

    Me gusta

  2. este ferrocarril si merecia la pena
    para ir a guadalupe ¿porque no se reanuda el proyecto ahora ahi mas tecnologias no.¿que bien vendria para la comarca de la jara y las villuercas

    Me gusta

  3. Soy profesor de la Universidad de Sevilla y trabajo en una tesis sobre las Vias Verdes. He visto tu artículo y me gustaria contactar contigo si no te importa para solicitarte informacion.
    Puedes contestarme al correo.
    Gracias y saludos

    Me gusta

  4. Vivo en Villanueva de la Serena. Lo de la vía verde es de pena. No existe el mantenimiento y se transita con dificultad. Una opción sería terminar el proyecto abandonado y hacer pasar un ferrocarril turístico y rústico hasta Guadalupe. El paisaje y la historia valen la pena.

    Me gusta

  5. Muy bueno el articulo.Este tema me ha hecho pensar en la completa desidia de los gobernante de la época que empezaron las obras por la via rapida y despues se relajaron hasta abandonar el proyecto, condenando a la incomunicación y por lo tanto a la emigración a los habitante de un territorio de los más bonitos de España. Almenos yo así lo veo.

    Me gusta

  6. con el trazado del antiguo tren creo que no se podria poner un tren moderno, creo que las curvas tienen que ser mas abiertas para que el tren coja su velocidad. Corrijanme si me equivoco por favor. de todas maneras creo que si que seria una buena idea el volver a poner en marcha este proyecto olvidado.

    Me gusta

  7. Tengo la suerte de hacer esa ruta cada 15 dias, cruzo la via un montón de veces, y siempre pienso que hoy en dia seria facilisimo terminar esta obra, no como via verde, si no con su tren, solo con las personas que se acercarian a Guadalupe seria rentable… pero es mejor un ave que da mas vueltas que una peonza para ir a Madrid……

    Buen articulo MJ, se nota que conoces bien el tema

    Me gusta

A %d blogueros les gusta esto: