La Vía Verde tendrá un uso “ecoturístico”

La Junta de Extremadura ha invertido 212.000 euros en las obras de acondicionamiento de la Vía Verde Vegas del Guadiana

Esta vía verde une las localidades de Villanueva de la Serena (Badajoz) con Logrosán y ha sido visitada este viernes por el responsable de Turismo de la Junta acompañado del alcalde villanovense, Miguel Ángel Gallardo. Según ha informado la Junta en nota de prensa, esta vía, que está “abandonada definitivamente”, constituye un paraje “de extraordinaria belleza” y lugar de invernada de las grullas. El camino tiene 56,2 kilómetros de longitud y recorre los municipios de Don Benito, Villanueva de la Serena, Rena, Villar de Rena, Campo Lugar, Madrigalejo, Navalvillar de Pela y Logrosán; por lo que su “impacto directo” afecta a 74.423 habitantes. 



Las obras permitirán crear un vial de movilidad ligera, aislada del tráfico motorizado, “reforzando” los “atractivos” de la misma. Así, se repondrán las barandillas de protección en terraplenes, puentes y obras de fábrica cuando la altura de caída pueda constituir riesgo físico. También se revisará la señalización “imprescindible” para la identificación del recorrido así como la señalización prohibitiva y normativa, con “especial importancia” a la destinada a regular el paso de las intersecciones. Asimismo, se incluye equipamiento complementario en accesos, áreas de descanso o miradores como bancos, papeleras, elementos aparca-bicis y otros elementos auxiliares, así como la intervención en el pavimento donde éste se encuentre deteriorado. De este modo, Francisco Martín ha aseverado que con esta acción se “pone en valor” lo que estaba “en desuso” y “no sólo se acondiciona la vía” sino que la Dirección General de Turismo “asume el compromiso del mantenimiento de la red de vías verdes de Extremadura, durante dos años, con un presupuesto de 81.063 euros”, ha matizado. A este respecto, el responsable de Turismo ha invitado al resto de administraciones públicas a “colaborar” en el mantenimiento de estas infraestructuras turísticas, oficinas de turismo, señalización y museos con el fin de ofrecer “un buen servicio a los visitantes”, ha apuntado. Con el aprovechamiento de estas infraestructuras ferroviarias como vías verdes se busca “mantener el dominio público” de las infraestructuras, “frenar su deterioro” una vez abandonados sus usos funcionales y “potenciar actividades alternativas”, de tipo cultural, educativo o recreativo, como senderismo, rutas a caballo, remo, paisajismo o cicloturismo, una actividad que en España “mueve 890.000 pernoctaciones”, con un impacto de 390 millones de euros, ha destacado la Junta. A su vez, el objetivo también es “fomentar” actividades económicas y de creación de empleos e “incorporar” las infraestructuras en desuso al equipamiento social, como “apoyo a sus funciones convencionales” para “complementar” otros desarrollos alternativos, turísticos o recreativos. DESTINO DE TURISMO DE NATURALEZA Cabe reseñar que con el acondicionamiento de esta vía, que transcurre por seis espacios protegidos y las dos provincias extremeñas, se alcanzarán las cuatro vías verdes en la región, una vez que finalice la construcción de la Vía de la Plata, y tras la puesta en marcha de la Vía Verde de La Jayona y La Bazagona-Monfragüe. Extremadura contará así con cuatro vías verdes de unos 150 kilómetros, que transcurren por antiguas rutas ferroviarias, en muchos casos mineras, que con el paso de los años “perdieron toda su utilidad”. Así, Martín ha hecho hincapié en la “importancia” de Extremadura como destino del turismo de naturaleza, por lo que en “todas” las ferias nacionales, internacionales y especializadas la Junta promocionará la red de vías verdes de Extremadura “para atraer más turistas y aumentar las pernoctaciones y el gasto”. Concretamente, la Vía Verde Vegas del Guadiana discurre por el término municipal de Villanueva de la Serena a lo largo de 6,7 kilómetros, prosigue por los municipios de Don Benito (1,5 km), Rena (5,5 km) y Villar de Rena (4,5 km). De nuevo la traza se interna en un pequeño tramo de tan solo 0,7 Km, en el término municipal de Don Benito, continuando por los términos cacereños de Campo Lugar (4,4 km) y Madrigalejo (8,6 km). En la provincia de Badajoz, la vía continúa por el término de Navalvillar de Pela (3,5 km) para finalizar en la provincia de Cáceres, en el término municipal de Logrosán, por el cual discurre a lo largo de 20,8 km. El recorrido se desarrolla en dos unidades paisajísticas; la primera de ellas comenzaría superado el núcleo de Villanueva de la Serena y estaría formada por superficies llanas de cultivo donde se alternan los cultivos de regadío y de secano; y una segunda, caracterizada por el dominio de dehesas. 

 https://www.20minutos.es

Anuncios